Un Año Bajo El Presidente Trump Y Expectativas Para El 2018

BOLETÍN INFORMATIVO – Enero del 2018

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Un Año Bajo El Presidente Trump Y Expectativas Para El 2018.

                                        

Ya estamos en el año 2018 y, como se esperaba, el primer año de la presidencia de Donald J. Trump trajo varios cambios que han sido perjudiciales para los inmigrantes.  Los primeros de estos cambios fueron las implementaciones de órdenes ejecutivas y políticas que eliminaron las prioridades para la aplicación y proceso de las leyes migratorias.  Bajo el Presidente Obama, las autoridades migratorias eran dirigidas a priorizar sus esfuerzos, con inmigrantes considerados riesgos a la seguridad pública y nacional siendo las prioridades más altas.  Sin embargo, bajo el Presidente Trump, cualquier persona en los EE.UU. sin autorización es prioridad y sujeto a la detención y posible remoción del país.  El Presidente Trump también implementó las llamadas prohibiciones de entrada Musulmana que han sido parcialmente rechazadas y parcialmente permitidas por las cortes federales y la Corte Suprema de los EE.UU.  Además, el 5 de Septiembre, 2017, la administración Trump anunció la cancelación del programa de Acción Diferida Para Los Llegados En La Infancia, o DACA por sus siglas en inglés, que protegía a ciertos inmigrantes traídos a los EE.UU. de niños y a quienes se les llaman comúnmente “Dreamers”.  (La cancelación de DACA actualmente está siendo litigada en las cortes.)  La administración Trump también hizo cambios a las designaciones de Estatus de Protección Temporal, o TPS por sus siglas en inglés.  El TPS es una designación que otorga protección temporal de la remoción a inmigrantes elegibles de ciertos países quienes no pueden ser repatriados por conflictos armados, desastres naturales o algunas otras condiciones extraordinarias y temporales que existen en sus países de origen.  En Septiembre del 2017, la administración Trump anunció que la designación de TPS de Sudan sería cancelada.  Después, en Noviembre del 2017, la administración anunció la cancelación del TPS de Nicaragua y Haití.  Por consecuencia, aproximadamente 1.000 Sudaneses, 2.500 Nicaragüenses y 59.000 Haitianos serán sujetos a la remoción si no obtienen otra forma de estatus legal o si no se salen de los EE.UU. cuando se termine su TPS – el 2 de Noviembre, 2018 para Sudaneses, el 5 de Enero, 2019 para Nicaragüenses y el 22 de Julio, 2019 para Haitianos.

 

Dentro de los primeros días del año nuevo, el 8 de Enero, 2018, la administración Trump continuó a deshacer las protecciones para los inmigrantes con el anuncio de la cancelación del TPS de El Salvador.   Ahora aproximadamente 200.000 Salvadoreños con TPS tienen hasta el 9 de Septiembre, 2019 para obtener otra forma de estatus legal, salirse de los EE.UU. o ser sujetos a la remoción.

 

Declaraciones anteriores del Presidente Trump y de su administración nos dan idea de cuales otros cambios pueden esperar los inmigrantes y sus representantes en 2018.  Primeramente, la administración Trump ha declarado que está considerando cancelar la designación de TPS de Honduras.  Si esto se lleva a cabo, aproximadamente 57.000 Hondureños con TPS se enfrentaran a las mismas circunstancias que enfrentan sus homólogos Sudaneses, Nicaragüenses, Haitianos y Salvadoreños.  Además, el 4 de Enero, 2018, el Fiscal General Jeff Sessions indicó que revisará una práctica llamada cierre administrativo.  Esta es una práctica usada por jueces de inmigración por cual casos se cierran administrativamente para otorgarles tiempo a inmigrantes en procedimientos de remoción para que puedan solicitar alivios migratorios afuera de la corte.  Si el Fiscal General Sessions ordena el cese de esta práctica, 350.000 casos de las cortes de inmigración que actualmente están administrativamente cerrados podrían ser reabiertos.

 

La administración Trump también ha criticado a la lotería de visas de diversidad y a lo que llaman la “inmigración en cadena”.  La lotería de visas de diversidad les otorga visas a personas de países con bajos niveles de inmigración a los EE.UU.  La “inmigración en cadena” se refiere a categorías de peticiones familiares por cuales los ciudadanos estadounidenses y residentes legales pueden peticionar por elegibles cónyuges, hijos, padres y hermanos.  De hecho, la administración Trump ha declarado que quiere eliminar o reducir severamente estos beneficios con la meta de reducir la inmigración legal al país al año por la mitad.  Sin embargo, a diferencia a los cambios descritos anteriormente, el Presidente Trump no puede eliminar o delimitar unilateralmente la lotería de visas de diversidad o las categorías de peticiones familiares porque esto requiere cambios a las leyes.  Para cumplir eso, el Congreso primero tendría que tomar acción.  Actualmente, la administración Trump y el Congreso están en discusiones sobre la reforma migratoria.  Sin embargo, el resultado de las discusiones es inseguro porque han sido eclipsadas por las noticias de los comentarios vulgares del Presidente Trump el 11 de Enero, 2018 en referencia a Haití, El Salvador y países Africanos.

 

Les recomendamos a los inmigrantes que hayan sido afectados por los cambios de la administración Trump, o que serán afectados por los cambios que se esperan, que hablen con un abogado de inmigración calificado sobre sus opciones legales.  Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para hablar sobre su caso.  Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número telefónico (213) 200-1505.

No Demore En Aplicar Para Beneficios Migratorios

BOLETÍN INFORMATIVO – Diciembre del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

No Demore En Aplicar Para Beneficios Migratorios.

                                        

Los inmigrantes que son afortunados en ser elegibles para alivios migratorios no deberían demorar en aplicar para esos beneficios.  De hecho, una demora podría resultar en que el inmigrante ya no tenga algún beneficio disponible debido a cambios en circunstancias personales, cambios en los requisitos para ser elegible, o por la eliminación completa de algún beneficio migratorio.  Las razones por cuales los inmigrantes demoran son distintas para cada persona.  Sin embargo, las razones más comunes que han sido observadas por los abogados de Franco Law Group, APLC son los costos para aplicar, la necesidad de primero atender a otros asuntos personales, y la indecisión y falta de motivación.  Sin embargo, como ocurrió recientemente con el programa de Acción Diferida Para Los Llegados En La Infancia, o DACA por sus siglas en inglés, un beneficio se puede hacer más difícil de obtener o puede ser eliminado por completo por cambios en las leyes o en las políticas del gobierno.

 

El caso de un cliente potencial de nuestra oficina, a quien llamaremos Alex, ilustra el punto.  Alex es un joven inmigrante indocumentado de Guatemala que era elegible para DACA.  Alex tenía la intención de aplicar para este beneficio pero decidió que primero tenía que enfocarse en otros asuntos personales.  Después Alex tuvo un accidente automovilístico.  No fue lesionado, pero el auto de Alex necesitaba arreglos costosos que resultaron en más demora en el plan de Alex de aplicar para DACA.  Desafortunadamente, en Septiembre la administración del Presidente Donald J. Trump anunció la cancelación de DACA.  Además, solamente aplicaciones nuevas entabladas a partir del 5 de Septiembre, 2017 serían aceptadas y procesadas.  Alex no aplicó para DACA a partir de esa fecha y ahora su futuro en este país es inseguro debido a su estatus como persona indocumentada.

 

En otro caso, una dama a quien llamaremos Jenny vino a nuestra oficina para hablar sobre su caso.  Jenny es una inmigrante indocumentada de México.  Hace 20 años la hermana ciudadana de Jenny le ofreció pedirla por medio de una petición.  En ese entonces, el tiempo de espera para que se procesara la petición de una ciudadana para su hermana de México era aproximadamente 10 años.  Jenny decidió que no quería esperar tanto tiempo y no aceptó la ayuda de su hermana.  Ahora, 20 años después, Jenny quiere saber si se puede hacer algo.  Jenny se arrepiente por no haber aceptado la ayuda de su hermana porque su petición hubiera sido vigente hace 10 años.   Además, el tiempo de espera para que se procese una petición actual de su hermana ahora es aproximadamente 20 años.  Por consiguiente, Jenny tendría que esperar todo ese tiempo para que su petición sea procesada si su hermana entabla la aplicación actualmente.  A pesar de esto, Jenny debería proceder en entablar una petición de su hermana porque podría haber cambios que afecten a su caso.  Por ejemplo, cambios en las leyes o políticas del gobierno posiblemente podría hacer el tiempo de espera más corto.  Además, si la hermana de Jenny fallece antes de que se entable la petición, Jenny ya no sería elegible para ese beneficio migratorio.

 

No son solamente los inmigrantes indocumentados quienes deberían actuar.  Los residentes legales también deberían tomar acción si son elegibles para la ciudadanía.  Los residentes legales siguen siendo sujetos a las leyes migratorias de los EE.UU.  Por consiguiente, ellos podrían ser expuestos a la remoción del país por ciertas violaciones de la ley.  Sin embargo, según las estadísticas, muchos residentes legales que son elegibles para la ciudadanía, especialmente los que son de México, simplemente no someten aplicaciones.  De hecho, el Centro de Investigación Pew reportó este año que los residentes legales de México son los menos probables de aplicar para la ciudadanía de todos los residentes legales, y solamente el 42% de los que son elegibles aplicaron y obtuvieron la ciudadanía entre 2005 y 2015.  Entre las razones más comunes por esta falta de aplicar proveída por residentes legales de México eran la falta de tiempo y falta de motivación.  Sin embargo, esa indecisión y falta de interés podría ser demasiado costosa para un residente legal si un día comete un error que lo cause ser puesto en procedimientos de remoción.

 

Les recomendamos a los inmigrantes que hablen con un abogado de inmigración calificado para determinar si son elegibles para algún beneficio migratorio, y para hablar sobre los requisitos para aplicar.  Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para hablar sobre su caso.  Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número telefónico (213) 200-1505.

La Visa U – Un Camino A La Residencia Para Ciertas Victimas de Crímenes y Sus Familiares

BOLETÍN INFORMATIVO – Noviembre del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

La Visa U – Un Camino A La Residencia Para Ciertas Victimas de Crímenes y Sus Familiares.

 

Para muchos inmigrantes indocumentados en los EE.UU., vivir en las sombras involucra el temor a la policía debido a la posibilidad que un oficial pueda referir al inmigrante a ICE.  De hecho, este temor muy frecuentemente resulta en que los inmigrantes que son víctimas de crímenes no reporten o denuncien los crímenes en su contra.  Por consecuencia, los criminales no son castigados y el crimen queda impune.

 

En el año 2000 el Congreso de los EE.UU. decidió que se debería crear un incentivo para que los inmigrantes denunciaran crímenes a la policía sin temor a las autoridades.  En ese año el Congreso promulgó la Ley Para La Protección de Victimas de La Trata de Personas y Violencia que creó un camino a la legalización llamado la Visa U para victimas inmigrantes de ciertos crímenes.  Para calificar para la Visa U, el inmigrante primeramente debe comprobar que ha sido víctima de uno de los crímenes elegibles especificados por la ley.  Típicamente uno comprueba el tipo de crimen al presentar el reporte creado por la agencia policial o fiscalía que investigó o enjuició el crimen.  En segundo lugar, el inmigrante debe comprobar que ha sufrido abuso considerable de manera física o mental por haber sido víctima del crimen.  En tercer lugar, el inmigrante debe tener información acerca del crimen.  En cuarto lugar, el inmigrante debe haber ayudado, debe estar ayudando, o debe ayudar en el futuro con la investigación o enjuiciamiento del crimen.  Este requisito requiere que el inmigrante obtenga una certificación directamente de la agencia policial o fiscalía que investigó o enjuició el crimen que comprueba la cooperación del inmigrante.  En quinto lugar, el crimen debe haber ocurrido en los EE.UU., o debe haber violado las leyes de los EE.UU.  Además, el solicitante de la Visa U debe comprobar que es persona de buen carácter moral.  De hecho, si el solicitante tiene convicciones criminales talvez tenga que solicitar un perdón como parte de su aplicación para la Visa U.

 

Aparte de poder solicitar la legalización por uno mismo, el solicitante de la Visa U también puede incluir a ciertos familiares en su aplicación como beneficiarios derivados.  Específicamente, los solicitantes de la Visa U que tienen 21 años de edad o más pueden incluir a sus cónyuges e hijos en sus aplicaciones.  Los solicitantes que son menores de 21 años de edad pueden incluir a sus cónyuges, hijos, padres y hermanos solteros que son menores de 18 años de edad.  Un inmigrante que recibe la Visa U como solicitante principal o como beneficiario derivado recibirá estatus legal y permiso de trabajo por un periodo de cuatro años.  Sin embargo, después de tres años de presencia física y continua en los EE.UU. con la Visa U, el inmigrante será elegible para aplicar para la residencia legal, o lo que comúnmente se le llama “la tarjeta verde” o  “mica”.

 

Los crímenes elegibles de la Visa U más comunes en los casos de los abogados de Franco Law Group, APLC son la violencia doméstica, la agresión con arma y la agresión sexual.   Sin embargo, existen 28 crímenes elegibles para la Visa U, incluyendo los crímenes relacionados de intento, conspiración y la solicitud para cometer alguno de los 28 crímenes enumerados.  Por esta razón, un inmigrante que ha sido víctima de cualquier crimen debería consultar con un abogado de inmigración calificado para determinar si ese crimen lo hace elegible para la Visa U.  Además, los requisitos para aplicar para la Visa U no imponen un límite de tiempo según la fecha en cual el crimen ocurrió.  De hecho, víctimas de crímenes elegibles que ocurrieron y fueron denunciados antes de la creación de la Visa U en 2000 también pueden solicitar la visa.  Adicionalmente, un inmigrante que ha sido víctima de un crimen reciente y que no reportó o denunció el crimen a la policía aún debería consultar con un abogado de inmigración calificado para determinar si el crimen se puede denunciar y como llevar a cabo la denuncia.

 

Franco Law Group, APLC le extiende una invitación cordial al público a nuestro Foro de Inmigración mañana, Sábado, 4 de Noviembre, 2017 de 10:00 a.m. a 2:00 p.m. en cual el tema principal de la discusión será la Visa U.  El evento se llevará a cabo en la escuela Maywood Center for Enriched Studies ubicada en 5800 King Ave., Maywood, California 90270.  Si le gustaría asistir, por favor comuníquese con la coordinadora del evento, la Srta. Cynthia Alcaraz, al número telefónico (323) 303-3824, o al correo electrónico Alcaraz@FrancoLawGroup.com, para confirmar su asistencia.  ¡Esperamos verlos allí!

Las Autoridades Migratorias Recaudaran Datos de Medios Sociales De Todo Inmigrante

BOLETÍN INFORMATIVO – Octubre del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Las Autoridades Migratorias Recaudaran Datos de Medios Sociales De Todo Inmigrante.

 

El Departamento de Seguridad Nacional (“DHS” por sus siglas en inglés) recientemente anunció que, a partir del 18 de Octubre, 2017, empezará a actualizar sus expedientes de inmigrantes y recaudará datos de los medios sociales de todos los inmigrantes.  La información recaudada será parte del expediente de inmigrante de cada persona, o “A-file” por su designación en inglés.  Un A-file es el archivo oficial del gobierno de cualquier inmigrante que ha tenido interacción con el gobierno de los EE.UU. por ser detenido por las autoridades migratorias, o porque el inmigrante ha aplicado para algún beneficio migratorio.  Según el nuevo reglamento, los datos que serán recaudados incluyen apodos y aliases usados en medios sociales, información de identificación relacionada, y resultados de búsquedas.  Sin embargo, el reglamento está escrito en una manera tan general que parece incluir a cualquier persona con un A-file, incluyendo a residentes legales y a personas que se hicieron ciudadanos Estadounidenses por el proceso de naturalización.  Naturalmente, los defensores de los derechos de la privacidad han expresado sus opiniones que el reglamento es demasiado e innecesariamente invasivo.  Por consecuencia, es muy probable que DHS sea demandado a causa del nuevo reglamento.

 

Con un reglamento tan general y con tan poca claridad, muchos inmigrantes y sus defensores quieren saber qué tipo de actividad en los medios sociales deberían o no deberían llevar a cabo.  Desafortunadamente, hasta que DHS o las cortes clarifiquen o limiten el reglamento, actualmente no hay una respuesta clara.  Sin embargo, casos previos que involucran a inmigrantes y a los medios sociales nos dan alguna dirección.  Por ejemplo, una publicación en los medios sociales que indica que alguna persona pueda presentar un riesgo a la seguridad pública o nacional es una señal de alarma clara para DHS.  De hecho, el 3 de Febrero, 2016, Emadeldin El-Sayed, un ciudadano de Egipto de 23 años que estaba en los EE.UU. con una visa estudiantil, usó Facebook para expresar su oposición al plan del candidato Donald J. Trump de prevenir la entrada al país a toda persona Musulmana.  Desafortunadamente para el Sr. El-Sayed, su publicación incluyó las declaraciones que él “estaba dispuesto a ser condenado por vida por matar a este tipo” y que estaría “haciéndole un favor al mundo”.  Una persona que leyó la publicación denunció al Sr. El-Sayed al FBI y fue arrestado por las autoridades migratorias.  Finalmente, el Sr. El-Sayed y el gobierno llegaron al acuerdo que el estudiante se regresaría a su país voluntariamente en vez de ser otorgado una orden de remoción.

 

La mayoría de la gente no publica declaraciones en los medios sociales que son tan claramente alarmantes para el gobierno.  Las publicaciones típicas varían de opiniones políticas legítimas a declaraciones tan inofensivas como descripciones de la comida que uno consumió para su cena.  Sin embargo, nuestras experiencias como abogados de inmigración nos informan que algunas publicaciones en los medios sociales que parecen ser inofensivas quizás pueden ser problemáticas.   Por ejemplo, los inmigrantes deberían estar conscientes de  cualquier publicación en los medios sociales que contradice declaraciones hechas en conexión con una aplicación para algún beneficio migratorio en la Corte de Inmigración o con el Servicio de Inmigración.  De hecho, dichas contradicciones pueden resultar en la conclusión que el inmigrante no es creíble y que a proveído declaraciones falsas al gobierno.

 

Irónicamente, los inmigrantes indocumentados que jamás han sido detenidos por las autoridades migratorias y que jamás han aplicado para algún beneficio migratorio tienen menos de que preocuparse por el nuevo reglamento.  La razón por esto es que es más probable que el gobierno nunca empezó un A-file para dicha persona que se tiene que actualizar.  Aun así, los inmigrantes indocumentados deben estar conscientes de su estatus precario en los EE.UU. y, por consecuencia, también estar conscientes de cualquier actividad en los medios sociales que pueda traer su estatus a la atención de las autoridades migratorias.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para hablar sobre cualquier inquietud que tengan los inmigrantes por el nuevo reglamento de DHS, y para hablar sobre sus inquietudes migratorias en general.   Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una cita con uno de nuestros abogados al número (213) 200-1505.

El Presidente Trump Quiere Reducir La Inmigración Legal Por 50%

BOLETÍN INFORMATIVO – Agosto del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

El Presidente Trump Quiere Reducir La Inmigración Legal Por 50%

 

Cuando Donald J. Trump anunció su candidatura para la presidencia el 16 de Junio, 2015, reveló sus intenciones anti-inmigrante en declarar en su discurso infame su oposición a la inmigración indocumentada y en cual dijo que los inmigrantes Mexicanos, “Traen drogas.  Traen crimen.  Son violadores.”  Desafortunadamente para los inmigrantes y sus defensores, desde tomar la presidencia el 20 de Enero, 2017, el Presidente Trump ha implementado grandes cambios en la ejecución de las leyes migratorias que han afectado a muchos inmigrantes indocumentados sin considerar el tiempo que han vivido en este país o si son criminales que presentan un riesgo hacia los Estados Unidos.  Sin embargo, el Presidente Trump también ha tenido problemas que han afectado el prestigio de su presidencia, incluyendo su fracaso en eliminar Obamacare, las acusaciones constantes de conspiración entre su campaña y los rusos, y bajos números de aprobación pública.

 

En lo que muchos observadores consideran un intento para mejorar sus números de aprobación en su base de votantes, el 2 de Agosto, 2017 el Presidente Trump presentó una ley propuesta, la Ley RAISE pos sus siglas en inglés, que tiene el propósito de cambiar radicalmente el sistema de la inmigración legal.  Entre los cambios propuestos está la eliminación de la mayoría de las peticiones familiares con el fin de reducir la inmigración legal a los Estados Unidos por año por 50%.

 

Actualmente, el sistema de inmigración de los Estados Unidos es basado en gran parte en la unificación familiar.  De hecho, los ciudadanos Estadounidenses pueden, actualmente, peticionar por sus cónyuges, prometidos para matrimonio, padres, hijos menores y adultos que son solteros o casados, y hermanos.  Además, los residentes legales pueden peticionar por sus cónyuges e hijos menores y adultos que son solteros.  Sin embargo, si la propuesta Ley RAISE es implementada en su versión actual, los ciudadanos y residentes legales solamente podrán peticionar por sus cónyuges e hijos menores.  Además, los ciudadanos solo podrán peticionar por visas temporales para sus padres ancianos que necesitan cuidado.  La Ley RAISE también les daría preferencia a trabajadores especializados que hablan inglés.  (Irónicamente, es improbable que el abuelo inmigrante del Presidente Trump, Frederick Trump, hubiera podido inmigrar a los Estados Unidos bajo la Ley RAISE porque era un trabajador no especializado de 16 años que hablaba alemán y que trabajó como peluquero cuando llegó a este país.)

 

Se espera ver cual acción tome el Congreso que es controlado por los Republicanos con respecto a la Ley RAISE.  Sin embargo, la ley propuesta les da a los inmigrantes y a sus defensores un vistazo a los beneficios migratorios que la Administración Trump pueda tratar de eliminar en el futuro.  Con eso en mente, los ciudadanos y residentes legales que desean peticionar por sus familiares deberían de tomar acción más pronto que tarde.  De hecho, si el Presidente Trump es exitoso en eliminar las categorías familiares mencionadas previamente, es probable que las peticiones que fueron entabladas antes de que cambie la ley sean consideradas vigentes por el gobierno.  Por esta razón, tener su petición entablada y en la línea de espera ayudará en asegurar que su petición será procesada aunque su categoría familiar sea eliminada.  Consecuentemente, los ciudadanos y residentes legales que desean peticionar por un familiar deberían consultar con un abogado de inmigración calificado para determinar si su petición es viable según los hechos que son aplicables a usted y a su familiar.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor llámenos para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número telefónico (213) 200-1505.

Soy indocumentado, pero mi vecino me dijo que califico para un permiso de trabajo; ¿es cierto?

BOLETÍN INFORMATIVO – Julio del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Soy indocumentado, pero mi vecino me dijo que califico para un permiso de trabajo; ¿es cierto?

 

Existen muchas ideas equivocadas en la comunidad de inmigrantes con respecto a la ley de inmigración, y especialmente sobre la ley de autorización de empleo, o los permisos de trabajo.  Desafortunadamente, estas ideas falsas son muy extendidas y muchas veces son perpetuadas por amistades y familiares con buenas intenciones.  Sin embargo, uno jamás debería tomar acción que involucra su estatus migratorio basado solamente en rumores o información que le dio un amigo o pariente, a menos que esa persona es un abogado de inmigración calificado.  De hecho, en la época de Trump, los inmigrantes deben tener más cuidado cuando aplican para algún beneficio de inmigración.

 

Como profesionales en la ley de inmigración, los abogados de Franco Law Group, APLC hemos escuchado una gran variedad de ideas equivocadas de clientes sobre los permisos de trabajo.  Estas ideas equivocadas incluyen:

 

  • A mi vecino le dieron un permiso de trabajo; esto quiere decir que a mí también me lo darán;
  • Si me entrego a las autoridades migratorias ellos me darán un permiso de trabajo; y
  • Yo puedo obtener un permiso de trabado después de vivir en los Estados Unidos por 10 años.

 

Un hecho importante con respecto a la primera idea equivocada es que cada caso es diferente.  Aunque su vecino obtuvo un permiso de trabajo, los hechos de su caso seguramente son diferentes y deben ser analizados para determinar si usted es elegible para recibir autorización de empleo.  En segundo lugar, las autoridades migratorias no le darán un permiso de trabajo a una inmigrante que se auto-entrega.  Lo que probablemente ocurra es que la inmigrante será detenida por las autoridades, será procesada y probablemente será puesta en procedimientos de remoción (o deportación) frente la corte de inmigración.  Algunos inmigrantes quizás califiquen para un permiso de trabajo después de ser puestos en procedimientos de remoción, pero no porque se entregaron a las autoridades migratorias.  Más bien, una inmigrante quizás se haga elegible para autorización de empleo debido al tipo de alivio migratorio por cual aplica en la corte de inmigración, y debido a los hechos específicos de su caso.  Sin embargo, si la inmigrante ya tiene una orden de remoción o deportación cuando se auto-entregue, las autoridades más probablemente ejecutaran esa orden y la inmigrante será deportada pronto después de entregarse.

 

Otro hecho importante con respecto a la autorización de empleo es que no es un beneficio autónomo.  Más bien, la autorización de empleo es un beneficio que está conectado a otro tipo de alivio migratorio subyacente, como algunas aplicaciones para asilo, Estatus de Protección Temporal (TPS por sus siglas en ingles), Consideración de Acción Diferida Para los Llegados En la Infancia (DACA por sus siglas en inglés) o para ciertos inmigrantes quienes están bajo una orden de supervisión de las autoridades migratorias (o ICE, también por sus siglas en ingles).  Por consecuencia, un inmigrante no puede aplicar para un permiso de trabajo sin que exista un estatus o alivio migratorio subyacente que hace a esa persona elegible para un permiso de trabajo.  Por esta razón, el tiempo que uno tiene viviendo en los Estados Unidos, la última idea equivocada indicada arriba, en sí no hace a la persona elegible para un permiso de trabajo.

 

Desafortunadamente, no hay falta de abogados y notarios de pocos escrúpulos que toman ventaja de las ideas equivocadas expansivas que existen en la comunidad de inmigrantes sobre los permisos de trabajo.  Además, las consecuencias por someter una aplicación para permiso de trabajo que no tiene mérito son serias y pueden incluir la denegación de la aplicación, detención y una orden para que se presente a la corte de inmigración.  Por estas razones, los inmigrantes deberían consultar con un abogado de inmigración calificado y de buena reputación antes de aplicar para autorización de empleo, o por cualquier otro beneficio migratorio, para determinar si califica para ese beneficio.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor llámenos para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número telefónico (213) 200-1505.

 Me han ordenado que me presente a la Corte de Inmigración; ¿Qué me va a pasar?

BOLETÍN INFORMATIVO – Junio del 2017

 Escrito Por El Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 Me han ordenado que me presente a la Corte de Inmigración; ¿Qué me va a pasar?

 

Los inmigrantes en los Estados Unidos se enfrentan a muchas circunstancias que otras personas jamás enfrentarán.

Esto incluye ser ordenado a presentarse frente la corte de inmigración.    Naturalmente, recibir dicha orden puede causar mucha ansiedad para los inmigrantes y sus familiares debido a la incertidumbre sobre qué va a pasar en la audiencia.  Tener alguna sabiduría sobre el proceso de la corte de inmigración puede servir para calmar una situación que ya es bastante estresante.

 

¿Qué va a pasar en mi primera audiencia?

La primera cosa que debe saber sobre su presencia en la corte de inmigración es lo que probablemente no pasará en su primera audiencia.   Primeramente, es demasiado improbable que sea arrestado en la corte de inmigración por las autoridades migratorias, o ICE por sus iniciales en inglés, en su primera audiencia.  En segundo lugar, es demasiado improbable que sea ordenado deportado en su primera audiencia.

 

¿Puedo ser acompañado por un abogado en mi audiencia frente la corte de inmigración?

Por ley, los inmigrantes tienen el derecho de ser representados por un abogado de su preferencia frente la corte de inmigración.   Sin embargo, a diferencia a la corte criminal, el gobierno no está obligado a pagar por el abogado del inmigrante.  De hecho, el inmigrante tiene que pagar por su propio abogado, o contratar a un abogado que no le cobre honorarios.  Normalmente, en la primera audiencia el inmigrante puede pedir una extensión para poder encontrar un abogado, y los jueces de inmigración usualmente otorgan dicha extensión.  Sin embargo, si usted no contrata a un abogado,  eventualmente el juez de inmigración procederá con su caso y usted tendrá que representarse sí mismo.

 

¿Quién estará en la corte aparte de mí?

Puede ayudar a calmar la ansiedad sobre el aparecer en la corte de inmigración si uno sabe quién estará presente.  Primeramente, estará un juez de inmigración con una toga judicial negra y sentado en la banca judicial.  En segundo lugar, y lo más importante, usted estará presente sentado en una mesa frente al juez.  Si tiene abogado él estará sentado a su lado.  En otra mesa estará el abogado del Departamento de Homeland Security, o DHS por sus iniciales en inglés, que representará al gobierno.  También presente estará un intérprete que hablará en su idioma materno su usted no habla inglés.    Finalmente, técnicamente la corte de inmigración está abierta al público y hay bancas en la parte posterior de la corte para observadores.    Sin embargo, en realidad, las personas que estarán sentadas en esas bancas más probables serán otros inmigrantes y sus abogados quienes estarán esperando que el juez llame sus casos.

 

¿Después que pasará?

Ya que usted y su abogado estén sentados en la mesa de la corte, el juez introducirá su caso para el registro de la corte y dirá su nombre y número de caso.  Entonces el juez le pedirá que diga su nombre y domicilio para el registro de la corte.  El juez también les pedirá a los abogados que se identifiquen para el registro de la corte.  Después, el juez usualmente le pide al abogado del inmigrante que responda a los cargos que son hechos en contra de su cliente, cuales son distintos para cada persona.  El juez también le pedirá a su abogado que identifique que tipo de alivio migratorio solicitará de la corte.

 

Un caso de inmigración típico requiere aproximadamente cuatro audiencias.  Además, normalmente las audiencias son programadas varios meses apartes.  Por esta razón, dependiendo de la corte especifica en donde se tenga que presentar uno, un caso de la corte de inmigración puede durar de uno a tres años.

 

Lo más importante para guardar en mente es que el inmigrante tiene que presentarse a todas sus audiencias frente la corte de inmigración, aunque no tenga abogado.  Además, el inmigrante se tiene que presentar aunque sí tenga abogado.  De hecho, su abogado no se puede presentar por usted; el inmigrante también tiene que estar presente frente el juez.  Desafortunadamente, la ausencia del inmigrante en cualquier audiencia resultará en una orden automática de deportación en su contra.

 

El tipo de alivio por cual uno califica frente la corte de inmigración depende de los hechos específicos de cada caso.  Además, los procedimientos y la duración del caso es diferente para personas que están detenidas por ICE.  Por estas razones, los inmigrantes que han sido ordenados a presentarse frente la corte de inmigración deberían hablar con un abogado de inmigración calificado para evaluar los hechos específicos de su caso y sus opciones para alivio migratorio.  Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor llámenos para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número telefónico  (213) 200-1505.

Las Órdenes Ejecutivas Migratorias del Presidente Trump

BOLETÍN INFORMATIVO – Febrero del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Las Órdenes Ejecutivas Migratorias del Presidente Trump.

 

Dentro de una semana desde su inauguración el 20 de Enero, 2017, el Presidente Donald J. Trump firmó una serie de órdenes ejecutivas, incluyendo por lo menos tres sobre inmigración que han causado mucha controversia y protestas.  Los medios de comunicación se han enfocado extensivamente en las órdenes ejecutivas del Presidente Trump que prohíben la entrada al país de refugiados y personas con visas de siete países de mayoría Musulmán, y en la orden ejecutiva que ordena la construcción de la tan mentada muralla fronteriza del presidente.  Sin embargo, se le ha dado menos atención a la orden ejecutiva del Presidente Trump sobre la aplicación de las leyes migratorias en el interior de los Estados Unidos.  Esta orden ejecutiva, llamada “Mejorando la Seguridad Publica en el Interior de los Estados Unidos”, ordena varias directivas que posiblemente pueden afectar a muchas personas indocumentadas y algunos residentes legales que residen en los Estados Unidos.

 

La orden ejecutiva de seguridad interior dirige al Departamento de Homeland Security, en parte, que priorice la deportación de inmigrantes deportables quienes:

  • han sido convictos de cualquier ofensa criminal, sin distinción a delitos menores o felonías,
  • han sido acusados formalmente de cualquier ofensa criminal, también sin distinción a delitos menores o felonías y aunque los cargos no se han resuelto,
  • han cometido acciones por cual pueden ser acusados formalmente de ofensa criminal,
  • han cometido fraude o distorsión caprichosa en conexión a cualquier asunto oficial o aplicación ante una agencia gubernamental,
  • han abusado cualquier programa relacionado al recibir beneficios públicos,
  • son sujetos a una orden de deportación final, pero no han cumplido con sus obligaciones de salirse de los Estados Unidos, o
  • en la opinión de un oficial de inmigración, de otra manera presentan un riesgo a la seguridad pública o nacional.

Es implícito que el lenguaje de esta orden ejecutiva es alarmantemente expansivo.  Igual a la “prohibición Musulmana” del Presidente Trump, es probable que su orden ejecutiva de seguridad interior sea opuesta legalmente en las cortes a base de argumentos constitucionales.  Sin embargo, se les sugiere a los inmigrantes que son incluidos en el lenguaje expansivo de la orden ejecutiva que consulten con un abogado de inmigración para averiguar si tienen un alivio legal disponible, especialmente las personas que tienen historia de arrestos, convicciones u órdenes de deportación.

 

¿Qué Debo Hacer Si Soy Interrogado Por Oficiales de Inmigración?

 

Con tanta incertidumbre con respecto a la orden ejecutiva de seguridad interior y sobre las intenciones finales del Presidente Trump, los inmigrantes con mucha razón se preguntan, “¿Qué debo hacer si soy interrogado por oficiales de inmigración?”  La primera cosa que debe saber es que tiene el derecho a no darles su identificación a oficiales de inmigración y a no responder a sus preguntas.  Al menos que los oficiales tengan una orden judicial, usted no es obligado a responder a sus preguntas.  En segundo lugar, si oficiales de inmigración van a su hogar, usted tiene el derecho a no abrir su puerta.  Oficiales de inmigración solo tienen la autoridad de entrar a su hogar si tienen una orden judicial que es firmada por un juez.  En tercer lugar, si usted decide contestar las preguntas de oficiales, o si es arrestado por ellos y después interrogado, no dé información ni documentos falsos, especialmente referente a su estatus migratorio.  En cuarto lugar, no firme ningún documento que no entiende.  Finalmente, si es arrestado por oficiales de inmigración, comuníquese con un pariente u otra persona de confianza lo más pronto posible para que esa persona pueda consultar con un abogado de inmigración por usted.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número (213) 200-1505.

Soy Residente Legal; ¿Que Me Va A Pasar Bajo La Presidencia de Trump?

BOLETÍN INFORMATIVO – Invierno del 2017

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Soy Residente Legal; ¿Que Me Va A Pasar Bajo La Presidencia de Trump?

 

Desde la elección de Donald J. Trump el 8 de Noviembre, 2016, ha existido mucha incertidumbre y preocupación en la comunidad de inmigrantes debido a las declaraciones controversiales y variadas del presidente electo.  Las declaraciones del Sr. Trump sobre deportaciones y cosas por el estilo se han enfocado principalmente en los inmigrantes indocumentados.  Sin embargo, muchos residentes legales se están preguntando, “¿Me puede quitar Trump la residencia?”

 

En nuestro previo boletín informativo tratamos el tema de la incertidumbre del programa de Consideración de Acción Diferida Para los Llegados en la Infancia, o DACA por sus iniciales en inglés, cuando el Sr. Trump asuma la presidencia.  DACA es un beneficio migratorio creado por orden ejecutiva del Presidente Barack Obama que puede ser cambiada o cancelada por el Sr. Trump después de su inauguración.  Sin embargo, a diferencia a DACA, la residencia legal es un beneficio migratorio establecido por ley; específicamente, la Ley de Inmigración y Nacionalidad.  Por definición, un presidente no puede cancelar o cambiar la residencia legal unilateralmente.  Por consiguiente, a pesar de las declaraciones severas del Sr. Trump con respecto a los inmigrantes, la mayoría de los residentes legales no deberán ser afectados bajo la administración del Sr. Trump al menos que el Congreso primero tome acciones para cambiar la ley de la residencia legal.  A partir de la fecha de este boletín informativo, los Republicanos que actualmente controlan el Congreso no han indicado que intentan tomar alguna acción de este tipo.

 

Lo que es más inseguro debido a las declaraciones cambiantes del Sr. Trump sobre los inmigrantes es el futuro de los residentes legales que tienen antecedentes criminales.  Durante la campaña presidencial el Sr. Trump declaró que deportaría a todos los inmigrantes indocumentados de los Estados Unidos.  Sin embargo, desde haber ganado la elección, el Sr. Trump ha cambiado su posición y declaró que sus esfuerzos de deportaciones se enfocaran en los inmigrantes indocumentados que tienen antecedentes criminales.  Se debe enfatizar que el Sr. Trump no ha hecho declaraciones específicas con respecto a los residentes legales.  Sin embargo, bajo la ley ya establecida, residentes legales pueden ser puestos en el proceso de deportación en la Corte de Inmigración y ser ordenados deportados si tienen ciertas convicciones criminales.  Por consiguiente, debido a las declaraciones más recientes del Sr. Trump sobre sus intenciones de enfocar sus esfuerzos de deportaciones en los inmigrantes con antecedentes criminales, se les recomienda a los residentes legales que tienen cualquier antecedente criminal que consulten con un abogado de inmigración para determinar si su estatus migratorio está en riesgo.  Un abogado de inmigración también le puede asesorar si se pueden tomar medidas retroactivamente en su caso criminal con la ayuda de un abogado de ley criminal para cambiar sus convicciones con el propósito de preservar su estatus migratorio.

 

Además, los residentes legales con antecedentes criminales deberían consultar con un abogado de inmigración antes de aplicar para cualquier otro beneficio migratorio, incluyendo el reemplazo de su tarjeta de residencia, la renovación de su residencia y la ciudadanía.  De hecho, sin un asesoramiento legal adecuado teniendo en cuenta cualquier antecedente criminal que tenga, puede arriesgar que su solicitud sea negada y que lo pongan en proceso de deportación.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número (619) 955-2024.

Donald Trump Ganó La Elección; ¿Ahora Que Va A Pasar?

BOLETÍN INFORMATIVO – Diciembre del 2016

 

Escrito por el Abogado Sergio A. Pérez de Franco Law Group, APLC.

 

Donald Trump Ganó La Elección; ¿Ahora Que Va A Pasar?

 

El martes, 8 de Noviembre, 2016, Donald J. Trump ganó la elección presidencial y sucederá al Presidente Barack Obama como líder de nuestro país el 20 de Enero, 2017.  Los resultados de la elección han causado mucha preocupación en la comunidad de inmigrantes y entre sus defensores debido a las declaraciones controversiales que ha hecho el Sr. Trump durante la campaña presidencial.  Con buena razón, muchos inmigrantes se preguntan, “¿que me va a pasar?”

 

Las varias declaraciones controversiales que hizo el Sr. Trump durante la campaña presidencial incluyen que construirá una muralla en la frontera del sur y que obligará que México pague por ella, que temporalmente cesará la inmigración de Musulmanes, que establecerá una fuerza de deportación para deportar a todas las personas indocumentadas en el país quienes se calculan ser 11 millones de personas, y que cancelará todas las órdenes ejecutivas del Presidente Obama.  Si procede en intentar implementar algunas de sus propuestas, el Sr. Trump probablemente se enfrentará a demandas en las cortes basadas en su capacidad de tomar las acciones que ha prometido bajo la Constitución de los Estados Unidos.

 

De mas preocupación inmediata para los defensores de los inmigrantes es el poder ejecutivo que el Sr. Trump tendrá como presidente.  Técnicamente, esta autoridad incluye el poder para cancelar las órdenes ejecutivas del Presidente Obama, inclusive el programa de Consideración de Acción Diferida Para los Llegados en la Infancia, o DACA por sus iniciales en inglés.  Además, el Sr. Trump tendrá la autoridad para establecer una fuerza de deportación e intentar localizar y deportar a personas indocumentadas del país, aunque muchos expertos han dicho que esto sería logísticamente imposible.  Sin embargo, no está claro que acciones el Sr. Trump en verdad tomará ya que ganó la elección.  De hecho, recientemente el Sr. Trump ha modificado o cambiado sus posiciones en planes de política que anteriormente declaró.  Por ejemplo, después de la elección el Sr. Trump comentó que su fuerza de deportación se enfocará en localizar y deportar a inmigrantes indocumentados que tienen antecedentes criminales.  También dijo que la tan mentada muralla que intenta construir en la frontera Mexicana en realidad incluirá cerco un ciertos lugares.  Por consiguiente, actualmente es difícil para los defensores de los inmigrantes distinguir entre las declaraciones del Sr. Trump que hizo simplemente para mover a la acción a sus votantes, y cuales en realidad planea llevar a cabo ya que ha sido elegido a la presidencia.

 

Debido a la incertidumbre de qué significará una presidencia Trump para los inmigrantes, se les recomienda a personas indocumentadas que hagan lo siguiente.  Primeramente, no se rinda al pánico.  Tomar cualquier acción debido al temor puede resultar en que usted tome acciones innecesarias y riesgosas que pueden perjudicar su situación en los Estados Unidos.  Además, en este tiempo de incertidumbre es probable que habrán consultantes de inmigración y notarios de pocos escrúpulos que intentarán tomar ventaja del temor que la victoria del Sr. Trump ha causado.  En segundo lugar, usted debería consultar con un abogado de inmigración para que su situación pueda ser analizada y para que se le pueda dar una recomendación según los hechos específicos de su caso, las leyes de inmigración actuales, y las declaraciones del Sr. Trump desde su victoria electoral.

 

Los abogados de Franco Law Group, APLC están disponibles para darle una consulta.  Por favor comuníquese con nuestra oficina para programar una consulta con uno de nuestros abogados al número (213) 200-1505.